No podría vivir sin…

No podría vivir sin esos compañeros que llenan el alma,

me enseñan, me entretienen, me consuelan, me levantan,

puedo llorar, reir, soñar,

recorro el mundo, liberando mi adrenalina en las persecuciones más intensas.

Me sobresalto en esos planos de oscuridad, mi miedo estalla…

Entablo simpatías y antipatías con los personajes más extraños e inexistentes, — ¡los siento, como una parte de mi!

¡¡¡Libros, libros, libros!!!

¡NO MUERAN NUNCA!!!

 

Anuncios

Voz y memoria

Era ella,

con su vestido azul, con la cara lavada,

pintura roja en los labios,

con la mirada perdida detrás de sus gafas negras,

un nudo en la garganta le impedía pronunciar palabras.

Repentinamente una voz conocida la sacó de su letargo,

lo miró, pero fué  incapáz de recordar quien era,

Sólo esa voz se mantenía en su memoria!

Una guitarra, un saxofón, una melodía,

despertando el alma de aquella mujer.

 

Pequeñas vacaciones

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Caminando por el puerto, mirando al mar ,la brisa golpea mi cara,

fotos, rincones, esculturas, momentos que quiero retener,

esa pequeña flor que crece en la unioń de dos baldosas,

entrando a una majestuosa catedral ,la mano extendida de un mendigo detiene mi paso,

zapatos que se mueven con prisa, otros plácidamente,

mezclando el murmullo de la gente,

el sol, reflejando sus rayos  sobre pieles multicolores, hacen agradable nuestro paseo.

Un helado se derrite entre mis manos,

su café le quema los labios, nos reímos, nos quejamos,

pero, continuamos disfrutando de unas  pequeñas vacaciones.

Un cansancio diferente, gafas de sol, de lectura,

manos llenas de información, queriendo probar y disfrutar cada plato típico,

cada leyenda, nuestra retina y corazón quieriendo interiorizar cada  detalle de cada lugar.

 

Mujeres unidas!

Rompamos-

el marco que nos encasilla,

el silencio que nos encierra,

el miedo que nos aturde,

la soledad que nos aisla,

la pared que nos impide dar un paso,

el pensamiento que nos acorrala,

la incertidumbre que nos corroe,

la ansiedad que nos enferma,

la autocompasión que nos impide avanzar…

 

Palabras

 

palabras, que salen con tal agresividad,

que rompen la magia más profunda de lo que llamamos “Amor”,

hieren, traspasan, retumban en los oidos,

sus recuerdos precipitan una repetida taquicardia que cuesta controlar.

Palabras,

que provacan

sentimientos o sensaciones, que permanecen en las papilas,

removiendo lo amargo del sabor que dejan.

Palabras,

que salen de quien dice amarte,

te llevan a preguntarte- “_¿Que es el amor? , _es,

el hastío de la convivencia,  el aburrimiento que

busca salidas tan absurdas y crueles, que

dejan una multitud de preguntas sin respuestas coherentes,

más que amor,  parece odio.

 

Siempre hay…

Siempre  hay quien te quiere ayudar,

siempre hay quien se quiere aprovechar en una situación dificil.

Siempre hay puertas que se abren en momentos inesperados,

a veces  te dan un portazo cuando menos lo esperas.

Hay ilusiones que mueren con la rutina,

pero hay esperanzas que renacen en un instante.

Hay veredas que se convierten en caminos ,acortando distancias.

Siempre hay caminos que se pierden cuando se descubren  nuevas vías,

que te llevan de manera directa al mismo lugar.

Siempre hay lugares nuevos que explorar, aunque no conozcas el camino.

Siempre hay…

 

 

 

Preparando…

anillosEl traje, los zapatos,  listos sobre la cama de invitados,

estresada, preparando los ultimos detalles,

suena el timbre de la puerta, ella corre para abrir,

con la rapidez y los nervios, no repara en el agua derramada,

se escurre, ¡grita! pidiendo ayuda, nadie responde,

el telefono sonando, no puede llegar hasta él,

el dolor, la impotencia,  y el tiempo aumentan,

su desesperación crece…

El novio nervioso en el juzgado,  los testigos esperan,

el teléfono de ella, no para de sonar,

hasta que la batería deja de funcionar.

__ Lo siento,  dice el juez

_Tengo que continuar,

_me espera otra pareja,  en la sala dos.

Que hago?…

Cuando el dolor inesperado golpea,

la mente paralizada no reacciona,

preguntas inconcretas, silencios,

ojos desorbitados, temor, rabia,

impotencia, salen al encuentro.

Una vorágine de violencia

sin sentido aparente,

me lleva a mirar en historias recientes, o, no tanto.

Cual es la causa ? me pregunto

los niños descargan sus rabia o pataletas repetitivas,

Que hacemos los padres?

Buscamos razones ocultas para tal reacción?

Nos unimos , todos los padres, o tutores, contra el niño violento?

Vamos al psicólogo?

Buscamos el origen en los genes?

Buscamos “armas” para luchar contras ellos?

Los fabricantes de armas, nos llaman “cariñosamente” y, nos recomiendan..¿ estar preparados.?

Quienes son los fabricantes?

Nuestros amigos?

Quieren ayudar?

Tienen hijos?

Es mi hijo un ser humano?

Lo mato…?

Hablo con él?

Necesito…¿ saber que le pasa?…o, No?

Que hago…?.

Esos lobos…

Me dan miedo, los que sutilmente roban mi intimidad,

esos lobos que se visten de corderos,

para que otros, les sigan en la manada.

Me aterran, los que hurgan el interior,

buscando extraer  las debilidades ocultas,

no me gusta ser discípula de nadie.

Amo la libertad, por el simple hecho,   de ser…

Compartir una conversación fresca,

respetando la libertad del otro,

ese camino es…Simplemente, esencial!

Cielo e infierno…

El sonido persistente de las campanas de la iglesia,

hizo que mi  “Mente” saliera de la ducha,

presurosa se sienta en el primer banco,

el cura habla del cielo y del infierno.

Sale del templo, confusa,

ella seguía sin estar, en ninguno de los dos lugares,

sin encontrar respuesta,

regresa a la ducha,

se consuela, pensando que ni él, los conoce!