Detrás de la puerta…

Al cerrar la puerta,

un fantástico momento de silencio me acompaña,

me aquieto, me descalzo,

con los ojos cerrados,

la busco a ella.,

la amiga y compañera,

la soñadora incansable.

Desvistiendo cada pieza de su ropaje,

cansancio, temor, dudas, culpa,

dolor ajeno y suyo que tambien llevaba puesto.

Ya en la ducha disfrutando a tope,

uno de sus placeres favoritos,

la crema, el perfume,

y ese olor a limpio de las sábanas recién puestas,

Abre las páginas de aquel preciado libro,

se adentra en el paisaje de otro tiempo…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s